Preguntas frecuentes

La impresión digital se realiza directamente desde el ordenador a una impresora, con tóner o tinta líquida, se trasmite mediante el calor del fusor al papel con lo que se reduce el tiempo de preparación y secado. El trabajo sale acabado para su manipulado, se utiliza para tiradas cortas o personalizadas en formatos pequeños. Hay papeles que por sus características técnicas sólo los imprimimos en digital, como el poliéster o el adhesivo imantado.

La impresión offset se hace a través de una plancha de aluminio con tinta, permite un formato mayor pero hay que esperar al secado de la tinta que es absorbida por el papel para su manipulado. Recomendado para tiradas medias o largas con gran calidad.

La elección está en la cantidad a imprimir y la calidad requerida por el cliente. En cada caso, calcularemos cual es la mejor opción, la más económica o la más apropiada para el tipo de trabajo.

Por supuesto, en caso de que lo necesites nosotros lo podemos maquetar, escanear y colocar las fotos una vez retocadas en el documento. Si quisieras hacerlo por tu cuenta te podremos asesorar para que a la hora de enviarnos el PDF, sea óptimo para la impresión.

En impresión offset hasta 70×100 cm, en digital hasta 32×64,5 cm y en plotter: papel normal 84 cm y papel fotográfico 98 cm de ancho y de largo puede medir hasta 3 metros.

Los documentos les tenemos que recibir en páginas sueltas, con pautas de corte, 3 mm de sangres, en perfil de color CMYK (perfil x1-a 2001 ideal), fotos a 300 de resolución como mínimo y las tipografías incrustadas o trazadas.

Para el merchandising es muy importante tener en cuenta el resultado final. Qué es lo que quieres, para qué lo necesitas y nosotros te podremos asesorar para realizarlo, preparando una maqueta o proyecto virtual previa al resultado final.

Dependerá del tipo de trabajo a realizar, y el destino del producto.

El papel, si por características técnicas tiene que ser sostenible, utilizaremos papeles reciclados. Si se quiere que tenga un acabado arte, imprimiremos sobre papeles adecuados para ello con un barniz protector. Si tiene que ser algo económico, usaremos los couchés mate o brillo, y si queremos que tenga un tacto más poroso, te ofrecemos el papel offset. Todos ellos con certificado PEFC, asegurando que todos los papeles provengan de bosques gestionados de forma responsable.

En la encuadernación, los libros podemos hacerlos encolados o cosidos con hilo, tapa rústica o tapa dura. En el caso de las revistas con grapa o cosido hilo “singer”. Dependiendo del tipo de trabajo, número de páginas, grosor, tamaño… te asesoraremos para que el resultado final elegido, sea el más acertado.

Desde luego, envíanos el documento y el departamento técnico valorará las diferentes opciones de papeles y acabados. Entonces se pondrá en contacto contigo para que el resultado final sea lo esperado.

Claro que sí, llevamos más de 70 años dedicados a ello, es nuestra especialidad. Llámanos y te asesoraremos personalmente.

Nos encantan los libros cosidos, pensamos que la calidad y durabilidad de un libro cosido es mayor que encolado. Si es para un uso reducido: congresos, tesis… entonces puede ir engomado por lo que aconsejamos el papel offset para que el agarre sea óptimo.

Existen diferentes tipos de encuadernaciones, para conocerlos, puedes ir al escaparate de muestras a tipos de encuadernación y encontrarás lo que buscas.

La colección monográficas Michelena, es una publicación anual que comenzamos a editarla en 1994, sobre temas de interés local y popular, dedicada a nuestros clientes, colaboradores y amigos.

Te puedes descargar los PDFs en la sección mono-gráficas de nuestra web.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros desde el formulario.

Formulario de contacto